» volver
» La práctica del Yug-Do
» La Práctica
















Regenerar es volver a generar, rejuvenecer es liberarse de las toxinas físicas y mentales. La práctica del bambú es un método para liberarse del polvo del camino y volver a nuestro centro natural, al equilibrio regenerador.

  A continuación vamos a aprender la serie básica de movimientos, una secuencia ordenada que actúa sobre nuestros meridianos y hemisferios cerebrales, proporcionándonos la anhelada armonía.

  Lo primero es definir los siete pasos o etapas del Yug-Do. Se trata de un proceso natural para conducirnos hacia la experiencia de centro . Cuando lo integres, lo podrás aplicar a cualquier actividad o dimensión de tu vida, porque no se trata de un orden caprichoso, sino de la propia dinámica de la energía misma, la vía del tao.

  El sentido de la práctica es doble: es un medio y un fin en sí misma. Como medio es un camino hacia la salud y la conciencia, como fin es la práctica misma de la celebración y la armonía, es decir, un ritual de recreación y fluidez.

  Cuando practicamos el bambú para centrarnos, estamos partiendo de un descentramiento, por eso necesitamos pasar por los siete pasos.

Galería de Fotos ::::: GFU ::::: Contacto